Quienes somos

Experiencia y tradición desde 1954

Can Serrat

Nuestro abuelo originario de Vic, Ramón Serrat, fundó su tienda en Mataró, en 1954. Junto con la abuela Conxita, instauraron un método de trabajo propio, que consistía en la cuidadosa manipulación de un producto de máxima calidad.

La segunda generación formada por Susi y Sergi siguió con la misma metodología de trabajo heredada y que ya les había dotado de un gran reconocimiento y prestigio. Ellos aportaron mucha innovación y modernidad, al hilo de la demanda de sus clientes.

Con la entrada de la tercera generación, Oriol y Nora, la apuesta por la calidad y el buen trato con el cliente sigue siendo la base de la empresa. 60 años después de su creación, las necesidades de la población van cambiando y Can Serrat también lo todo adaptándose a sus clientes, innovando y ofreciendo nuevos productos, cada vez más rompedores y sofisticados, sin olvidar el respeto por el producto casero y de tradición charcutera.

En 2015 se estrena la primera tienda online, un nuevo canal de venta que Can Serrat ofrece con el mismo compromiso que el primer día, ofrecerle la máxima calidad al cliente.

En 2019, se activa el servicio de pedidos por WhatsApp, para facilitar las compras de nuestros clientes que disfrutan de menos tiempo para realizarlos. Queremos seguir estando cerca y facilitarles el día a día.
Se potencia el servicio a domicilio en la ciudad de Mataró y sus poblaciones adyacentes.

En 2020, nos expansionamos hacia la gran ciudad. Podemos llegar a todas las casas de Barcelona.

Carns Asturgó

Carns Asturgó (antigua casa Castells), está en la Plaça Gran de Mataró desde 1957. Mercè Castells, en sus inicios supo encontrar un público mataronense de proximidad y que apreciaba la calidad de una buena ternera. Años después, Sebastià Asturgó, que ya criaba sus propias terneras en Cardedeu, se hizo cargo de la carnicería y durante más de 20 años ha estado al frente de la empresa aportando innovación y trato amable.

Carns Asturgó se queda sin descendencia que pudiera hacerse cargo de este negocio, y el nieto de los charcuteros y tocineros de Can Serrat, Oriol Vives, se hace cargo del establecimiento con un objetivo claro: mantener la crianza de las terneras desde la Granja Cuyàs de Cardedeu. Con ello conseguirá varios objetivos: seguir abasteciendo carne de la mejor calidad a su clientela, mantener la fiel plantilla de trabajadores de Carns Asturgó y ampliar su negocio de productos de proximidad y tradición.